Tiempo, tiempo, tiempo….

tEl tiempo alivia nuestro sufrimiento.
Hay épocas de tristeza.
Épocas de ira. Épocas de esperanza.
Pero no se suceden unas a otras de manera previsible.
Por lo menos, no para quienes están en crisis.
En la vida de cada persona,
los inviernos y las primaveras se mezclan en un conjunto confuso.
Un día sentimos que los nubarrones se han despejado,
pero al siguiente volvemos a verlos.
Sonreímos en un momento dado,
y horas mas tarde nos brotan las lágrimas.
Es verdad que, así como podemos dar dos
pasos adelante durante la jornada,
también podemos dar uno o dos hacía atrás.
Sin embargo, cuando se tiene fe
en que llegará la época del deshielo primaveral,
los vientos invernales parecen perder ímpetu.

ROBERT VENINGA

05_30_el-tiempo-no-es-oro-el-tiempo-es-vida-480x567

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s